domingo, 22 de enero de 2017

MARÍA DE LA O - Rafael de León.


MARÍA DE LA O.
Para mis manos tumbagas,        
para mis caprichos monea         
y para mi cuerpo lucirlo               
mantones bordaos, vestidos de sea.    
La luna que yo pía          
la luna que me dan.      
Que para eso mi payo "abiya más parné"           
que tiene un sultán.     
¡Envidio tu suerte!        
- me dicen algunas al verme lucí -,         
y no saben, "probes",  
la envidia que ellas me causan a mí.      
¡María de la O!
Que desgraciadita, gitana tu eres           
teniéndolo todo.            
Te quieres reí, 
y hasta los ojitos los tienes moraos       
de tanto sufrí.  
Maldito "parné"             
que por su culpita dejaste al gitano       
que fue tu querer.        
Castigo de Dios
Castigo de Dios
es la crucecita que llevas a cuesta          
María de la O    
Para su sé fui el agua    
para su frío candela       
y para sus besos amantes          
dejé entre sus brazos, mis carnes morenas.     
Querer como aquel nuestro     
no hay en el mundo dos;            
¡maldito dinero que así de su vera         
a mí me apartó!              
¡Serás más que reina!  
- me dijo a mí el payo y yo lo creí;           
mi vía y mi oro 
daría yo ahora por ser lo que fui.             

sábado, 21 de enero de 2017

No me abandones ahora (milonga andina) de Hugo Gimenez Agüero.

Poncho de lona encerado
No me abandones ahora
Que está nevando tupido
Y el viento sopla escarchado
Se me hace largo el camino
Por la noticia en la radio
Mi hijo nació en el pueblo
Los dos me están esperando.

Apure zaino ese tranco
Mientras se vea la huella
Que me ha llegado el hijo mío
Y ha llegado el hijo de ella
Si el cielo está encapotado
Igual me llueven estrellas
Aunque no sienta las manos
Pa'acariciar la más bella

Cómo no voy a llegar
Virgencita de la huella
No ha dejado de nevar
Y el viento blanco me acecha
Siento en el pecho un dolor
Que me hiere como una flecha
Ansias de mi corazón
Por ver al hijo y a ella
Cómo no voy a llegar
Si habré aguantao temporales
Un hijo es algo vital
Como el agua como el aire
Ya no puedo respirar
Tal vez mi aliento se escarche
No me vas a fallar
Zaino seguí pa'adelante.

viernes, 20 de enero de 2017

Clara luna - Poemas de FRANCISCO DE LA TORRE.


Clara Luna, que altiva y arrogante
vas haciendo reseña por el cielo
de tu hermosura que el nevado yelo
de tus cuernos la torna rutilante:

si en la memoria de tu dulce amante
no se ha muerto la gloria y el consuelo
que recibiste amando, y el recelo
con que le adormeciste en un instante,

vuelve a mirar de la miseria mía
la sinrazón; si acaso graves males
hallan blandura en tus serenos ojos.

Que ya –culpa del cielo– los veo tales,
que apartarán la amarga compañía
de estos tristes y míseros despojos.


    SONETO XX

¡Cuántas veces te me has engalanado,
clara y amiga Noche! ¡Cuántas, llena
de escuridad y espanto, la serena
mansedumbre del cielo me has turbado!

Estrellas hay que saben mi cuidado,
y que se han regalado con mi pena;
que entre tanta beldad, la más ajena
de amor, tiene su pecho enamorado.

Ellas saben amar, y saben ellas
que he contado su mal llorando el mío,
envuelto en los dobleces de tu manto.

Tú, con mil ojos, Noche, mis querellas
oye, y esconde; pues mi amargo llanto
es fruto inútil que al amor envío.

sábado, 14 de enero de 2017

COSAS DE BLANCOS DE HORACIO GUARANY Y UN TEMA DEDICADO A DOMINGO SANTINI Y QUE MENCIONA A VILLA REGINA.



COSAS DE BLANCOS -MILONGA- MÚSICA Y LETRA: HORACIO GUARANY.

Con el blanco de Village
yo le corría a cualquiera
era un vino de primera,
nadie lo pudo igualar.

Era suave, señorial,
hijo de cepas maduras, 
que presencia, que ternura,
hecho con uvas del cielo,
todavía me desvelo
pensando en tanta hermosura.

Village era de Mendoza
todavía vive allí,
cuando yo lo conocí,
su viña aún era moza.

Pero mire usted que cosa,
su vino era como añejo,
de color firme, parejo,
de aroma y sabor profundo
y yo me olvidé del mundo
cuando le dí el primer beso.

Pero hoy me encuentro tan lejos,
ando por la Patagonia,
le digo sin parsimonia,
no olvido al Village, canejo.

Mientras mi mente despejo
recorrienndo mi Argentina,
hoy llegué a Villa Regina,
y mire lo que le cuento,
parecen cosas del viento,
justito al doblar la esquina.

Con Santini me encontré,
admirador de mi canto,
y me ha ponderado tanto,
que en su casa me quedé.

No sabe lo que allí hallé
en grande y hermosa tina,
en esta Villa Regina,
mientras andaba en camino.
Un blanco y redondo vino,
como huevo de gallina.

Ahí nomás le cerré el lazo
y  Santini me miraba,
me vio que yo lagrimeaba,
haciendo temblar el vaso.

Hermano, deme un abrazo,
porque este vino es la espina
que hace llorar mi retina
del place que mi alma goza.
Le digo a usted que Mendoza
se vino a Villa Regina.


Corría el año 1988 u 1989 que Horacio Guarany da un recital a beneficio del Hospital de Villa Regina en el Cine Teatro del Círculo Italiano y comenta que estuvo tomando unos vinos del amigo Domingo Santini y ese vino que "era un poema" le sirvió para la creación de un tema "Cosas de Blancos".
Letra suministrada por SADAIC.
Horacio Guarany y Domingo Santini.
Foto Gentileza: FAMILIA SANTINI.



viernes, 13 de enero de 2017

Córdoba Norte - Atahualpa Yupanqui (1908 - 1992).

Adiós Cerro Colorado
cerro de piedras pintadas.
Algún día he de volver
por tu camino de cabras.

Me voy par él cuesta arriba
orillando lo quebrada.
Pura piedra y soledad,
camino de Caminiaga.

El alto de Santa Cruz
tiene una selva de palmas.
Por ellas se va la tarde
con una luz de vidalas.

Adiós norte cordobés,
tierra de lindos paisanos.
Ya se van las tradiciones.
¡Adiós Don Tristán Moyano!

Me voy por la senda vieja,
por Deanfunes y Ongamira.
Entre coplas y caminos
Se me va yendo la vida:

No quiero cantar tristezas
Pero hay caminos que apenan.
Algunos con sol quemantes
Y algunos con luna llena.

Corazón. ¿Dónde vas yendo,
De adonde te andan llamando?
Tal vez pa' darte consuelo,
o pa' largarte llorando.

Adiós norte cordobés,
Tierra de lindos paisanos.
Ya se van las tradiciones.
Adiós Don Tristán Moyano.