domingo, 30 de octubre de 2011

ARGENTINO HASTA LA PATA.



ARGENTINO HASTA LA PATA es un tema ya clásico del folclore argentino con ritmo de gato cuyano cuyo autor es Manuel Acosta Villafañe y que popularizara Jorge Cafrune y que se da como de autoría de Cafrune.
Y hacemos un paseo por varias provincias argentinas.


ARGENTINO HASTA LA PATA.

Mi mamá cordobesa,
riojano Tata.
Mi mamá cordobesa,
riojano Tata.
Mi agüela, santiagueña,
mi agüelo, es Salta.
Mi agüela, santiagueña,
mi agüelo, es Salta.

Mi tío, tucumano,
y yo, jujeño.

Mi hermano, que es el sulca,
catamarqueño.

II
Mi suegra mendocina
mi hijo pampeano
Mi suegra mendocina
mi hijo pampeano
Mi mujer, sanjuanina,
hija 'e, puntano.
Mi mujer, sanjuanina,
hija 'e, puntano.

Mi suegro, correntino,
¡qué viejo gaucho!.

Mi cuñao, entrerriano,
vive en el Chaco.

sábado, 29 de octubre de 2011

No creas que siempre lo ves todo... por NORBERTO PIRRI.



No creas que siempre lo ves todo...
A veces la apariencia no es todo.
Me levante del banco, estire la chaqueta de mi uniforme de soldado y estudie a la muchedumbre que hormigueaba en el Centro Cívico de Bariloche observando el mejor ángulo para la foto. Buscaba a la chica cuyo corazón conocía, pero cuya cara no había visto jamás, la chica con una rosa en el pelo. Mi interés en ella había empezado trece meses antes en una biblioteca de Bariloche. Al tomar un libro de un estante, me sentí intrigado, no por las palabras del libro, sino por las notas escritas a lápiz en el margen.
Uno escuchó muchas veces anécdotas de la colimba y seguramente muy pocas tienen que ver con mujeres, normalmente uno se acuerda de aquel cabo o sargento que nos pegara un buen baile por dormir en la guardia o por no hacer como corresponde el cuerpo a tierra sobre el barro que deja la nieve.
Recuerdo haber estado tres días en el calabozo de la guardia por quedarme a pasar el primero de año en Las Grutas, pero la playa estaba hermosa y el sol doraba mi piel mientras hacia fiaca panza arriba y miraba las minas que pasaban, unas mas buenas que otras, cruzaba seriamente por mi mente la posibilidad de hacerme desertor.
De todos modos no me quejo, pasaron muchas cosas interesantes en ese año.
Mi carácter extrovertido y calentón siempre me destaco del resto de la tropa, eso me trajo algunos bailes extras y algunos beneficios. Al poco tiempo de haber terminado la instrucción en el campo y habernos instalado en el cuartel, me designaron presidente del club de soldados. De nuestro magro, casi ridículo, sueldo de soldado, nos descontaban unas chirolas para el club. Con eso había que comprar desde pelotitas de ping pong hasta algunos libros, que servían en los momentos de ocio. Mi antecesor en el cargo, un colimba de la 59, se destaco por ser muy conservador y cuando me hice cargo del inventario me encontré con unos cuantos mangos depositados en caja de ahorro en un banco de la ciudad.
Hice una lista de las cosas que hacían falta en el club y el resto decidí invertirlo en algunos libros. Mientras seleccionaba los que pudieran ser de interés me detuve en uno que llamo mi atención por aquellas notas en lápiz. La suave letra reflejaba un alma pensativa y una mente lucida. En la primera pagina del libro, descubrí el nombre de la antigua propietaria del libro, Ana Schumm. Invirtiendo tiempo y esfuerzo, conseguí su dirección.
Ella vivía en Buenos Aires. Le escribí una carta presentándome e invitándola a cartearnos, hoy le hubiera pedido el msn o el celu, pero tengan en cuenta que esto fue en la prehistoria, recuerdo haberme sorprendido con un radiograbador, imagínate, dos en uno, increíble proeza de la tecnología.
Durante el año y el mes que siguieron, ambos llegamos a conocernos a través de la correspondencia. Cada carta era una semilla que caía en un corazón fértil; un romance comenzaba a nacer. Le pedí una fotografía, pero ella se rehusó.
Ella pensaba que si realmente estaba interesado en ella, su apariencia no debía importarme.
Yo la imaginaba de distintas maneras, según las cartas que me escribiera y pensaba si algún día la conocería en persona. Seguramente hoy pasan estas situaciones con aquellas personas que se conocen en un chat del Internet. Pero en esos tiempos todo era mas lento, tan lento como el correo, la vida era mas lenta, quizás por eso se tienen mas recuerdos, hoy todo es tan rápido y efímero como el amor mismo. Te ibas a la cama con alguien después de meses de haberte conocido y hoy se van a la cama a conocerse. Algunas veces escuchas que tuvieron sexo pero no daba para preguntarle el apellido.



Cuando finalmente llego el día en que me daban la baja, fijamos nuestra primera cita a las siete de la tarde en el Centro Cívico de Bariloche.
Ella escribió: "Me reconocerás por la rosa roja que llevare puesta en el pelo." Así que a las siete en punto, estaba en el Centro, buscando a la chica cuyo corazón amaba, pero cuya cara desconocía.
Una joven venia hacia mi, y su figura era larga y delgada. Su cabello rubio caía hacia atrás en rizos dorados; sus ojos eran tan azules como flores. Sus labios carnosos y rosados, dejaban ver una dentadura perfecta, enfundada en su traje verde claro, era como la primavera encarnada. Comencé a caminar hacia ella, olvidando por completo que debía buscar una rosa roja en su pelo. Al acercarme, una pequeña y provocativa sonrisa curvo sus labios.
-¿Hola soldado?- murmuro.
Casi incontrolablemente, di un paso para seguirla y en ese momento vi a Ana Schumm. Estaba parada casi detrás de la chica. Era una mujer de más de cincuenta años, con cabello entrecano que asomaba bajo un sombrero gastado. Era bastante rellenita y sus pies, anchos como sus tobillos, lucían unos zapatos de tacón bajo.
La chica del traje verde se alejaba rápidamente. Me sentí como partido en dos, tan vivo era mi deseo de seguirla y, sin embargo, tan profundo era mi anhelo por conocer a la mujer cuyo espíritu me había acompañado tan sinceramente y que se confundía con el mío. Y ahí estaba ella. Su faz pálida y regordeta era dulce e inteligente, y sus ojos grises tenían un destello cálido y amable. No dude más. Mis dedos se apoyaron en las tapas gastadas de color azul del pequeño libro que haría que ella me identificara.
Esto no seria amor, pero seria algo lindo, algo quizás aun mejor que el amor: una amistad por la cual yo estaba y debía estar siempre agradecido. La salude y le extendí el libro a la mujer, a pesar de que sentía que, al hablar, me ahogaba la amargura de mi desencanto.
-Soy Norberto, y usted debe ser Ana Schumm. Estoy muy contento de que pudiera venir a nuestra cita. ¿Puedo invitarla a cenar?...
La cara de la mujer se ensancho con una sonrisa tolerante.
-No se de que se trata todo esto, muchacho –respondió- pero la señorita del traje verde que acaba de pasar me suplico que pusiera esta rosa en mi pelo. Y me pidió que si usted me invitaba a cenar, por favor le dijera que ella lo esta esperando en el restaurante que esta cruzando la calle.
Dijo que era algo así como una prueba.



No es difícil entender y admirar la sabiduría de Ana Schumm. La verdadera naturaleza del corazón se descubre en su respuesta a lo que no es atractivo. "Dime a quien amas, y te diré quien eres."



Anecdotas y vivencias de Norberto Pirri en su ciudad Luis Beltrán en Río Negro Argentina. Literatura.

Fuente e imagen: http://www.norbertopirri.blogspot.com/

Estaba en deuda con Norberto para publicar algún trabajo de sus creaciones intimistas y familieras.

viernes, 28 de octubre de 2011

HAY QUE POBLAR EL SUR en un concierto de voluntad y fe.



HAY QUE POBLAR EL SUR
de HUGO GIMÉNEZ AGÜERO.

Hay que poblar el sur es el momento
De buscar la raíz de nuestro pueblo
Hay que poblar el sur bien desde adentro
No te olvides país que el sur es vuestro.

Si pretendes crecer con fundamento
La semilla es el sur sembrando al viento
Hay que poblar el sur en un concierto
De voluntad y fe sobre el desierto.

Arriba la cordillera
te está llamando a poblar
Al centro la tierra entera
tan petrolera te lleva al mar

Abajo el pueblo argentino
Con voz de sueño te grita al viento
Hay que poblar el sur
el sur es vuestro
Y el sur es nuestro.

Cuando vengas al sur un sol de enero
Te bañará en la luz por los senderos
Cuando sientas el sur un ancho cielo
Te nombrará la fe de los abuelos.

Hay que poblar el sur gaviota al viento
Galopando en la cruz de los inviernos
Hay que soñar el sur real y cierto
No te olvides país que el sur es vuestro.

Hugo Giménez Agüero.


NO TE OLVIDES PAÍS
QUE EL SUR ES VUESTRO.

Si pretendes crecer con fundamento
La semilla es el sur sembrando al viento.

martes, 25 de octubre de 2011

PALABRAS FUNDAMENTALES de NICOLÁS GUILLÉN.


Haz que tu vida sea
campana que repique
o surco en que florezca y fructifique
el árbol luminoso de la idea.
Alza tu voz sobre la voz sin nombre
de todos los demás, y haz que se vea
junto al poeta, el hombre.

Llena todo tu espíritu de lumbre;
busca el empinamiento de la cumbre,
y si el sostén nudoso de tu báculo
encuentra algún obstáculo a tu intento,
¡sacude el ala del atrevimiento
ante el atrevimiento del obstáculo!



Nicolás Guillén (1902 - 1989) fue un poeta del son (un baile y ritmo típico de Cuba), periodista y activista político cubano. Es considerado "el poeta nacional de Cuba" Reindivica las raíces de sus antepasados y la cultura negra dentro del proceso de mestizaje de Nuestra América es lo que denominó "COLOR CUBANO" es decir ni negro, ni blanco: mestizo.

domingo, 23 de octubre de 2011

DEUDAS PENDIENTES ARGENTINAS.



NO LOS VIERON
de ARGENTINO LUNA

Por las calles, noche y día
se derrota a la esperanza
cada vez que un niño cruza
por la esquina del doctor.

Ya son parte del paisaje
lamentable de mi tierra
al ``costao``del obelisco
o donde quiera que voy.

Cuanta angustia hay en los ojos
de esos niños desahuciados
cuanta bronca amontonada
guardan en su corazón.

La niñez abandonada
tiritando por las calles
son los derechos humanos,
que el humano se olvidó.

Si castigan la violencia
de los niños callejeros
¿Quién castiga al malparido?
que a la calle los tiró.

Con un paco en el bolsillo
tropezando alucinado
vaga un niño malquerido,
un insulto del amor.

Mientras sigan los gobiernos
sin mirar a los costados,
habrá un niño muerto de frío
mendigando su ración.

Yo los miro y me pregunto
si algún día un gobernante,
al sillón de la rosada
lo respete y haga honor.

Y a ese niño de la calle
que mendiga noche y día
le dé pan, escuela y techo
según la constitución.




Y ARGENTINO LUNA como gaucho de nuestra tierra tomaba a Martín Fierro donde José Hernández reclamaba por los gauchos argentinos para que no siguieran siendo desterrados de nuestra tierra al pedir: “Es el pobre en su orfandad de la riqueza el desecho, porque naides toma a pecho el defender a su raza, debe el gaucho tener casa, escuela, iglesia y derecho” y Luna pide también: “Y a ese niño de la calle que mendiga noche y día le dé pan, escuela y techo según la constitución” o como decía Armando Tejada Gómez cuando no hacía recordar “a esta, exactamente, hay un niño en la calle”


Es honra de los hombres proteger lo que crece,
cuidar que no haya infancia dispersa por las calles,
evitar que naufrague su corazón de barco,
su increíble aventura de pan y chocolate,
transitar sus países de bandidos y tesoros
poniéndole una estrella en el sitio del hambre,
de otro modo es inútil ensayar en la tierra
la alegría y el canto,
de otro modo es absurdo
porque de nada vale si hay un niño en la calle.

TEMAS PENDIENTES, DEUDAS INTERNAS…

sábado, 22 de octubre de 2011

PERFUMADA NOCHE - HAROLDO CONTI.

ESCRITORES ARGENTINOS: HOY HAROLDO CONTI.

“Este pueblo no fue así desde el comienzo, como uno imagina.

En su momento fue pueblo niño. Antes no estaba el molino de Rodríguez ni la fábrica de fideos de Basile era como es ahora con un alto letrero encendido en la punta, sino de madera bien seca y engrasada, es decir, lista para encenderse en cualquier momento como finalmente sucedió bien solemne y entonces, después, sobre las cenizas vino esta otra, de fuerte cemento y letrero penachudo, ni estaba siquiera esta estatua de San Martín que cabalga sereno entre las copas de los árboles, ni el blanco palacio de la Municipalidad tan gober­nante, ni aun la avenida Alsina de cemento lisa embanderada de letreros a los costados.

Esto es, hay otro pueblo por debajo de este, y otro y otro más con tapialitos amarillos de sol y callecitas de tierra…”

Extracto de “Perfumada noche” de Haroldo Conti.


Haroldo Conti: Nacido en 1925 en los suburbios del pueblo pampeano bonaerense de Chacabuco. Era hijo de Petronila Lombardi y de Pedro Conti, quien fue el fundador del Partido Peronista en Chacabuco. los doce años Haroldo Conti ingresó al Colegio Don Bosco de Ramos Mejía y a los catorce al Seminario de los padres salesianos, del cual se fue y reingresó dos veces. En 1944 pasó al Seminario Metropolitano Conciliar y empezó a escribir una novela misional, Luz en Oriente, se formó en filosofía y comenzó a leer al Padre Leonardo Castellani. Fue maestro de escuela primaria, narrador, autor y director teatral, asistente de dirección cinematográfico y guionista.
Decía Haroldo Conti: Yo soy escritor nada más que cuando escribo. El resto del tiempo me pierdo en la gente. Pero el mundo está tan lleno de vida, de cosas y sucesos, que tarde o temprano vuelvo con un libro".
"No sé si tiene sentido pero me digo cada vez: contá la historia de la gente como si cantaras en medio de un camino, despójate de toda pretensión y cantá, simplemente cantá con todo tu corazón: que nadie recuerde tu nombre sino toda esa vieja y sencilla historia".
En 1976 es secuestrado en su domicilio. Desaparece. Más tarde el dictador Jorge Rafael Videla reconoce, ante la prensa extranjera, que Haroldo Conti estaba muerto.

viernes, 21 de octubre de 2011

POR CONOCERNOS NOMÁS de HUGO GIMÉNEZ AGÜERO.



POR CONOCERNOS NOMÁS (milonga andina)

No es por nada que tiene mi garganta la fuerza incontenible de los vientos paridos por la madre libertad. Solo quieren despertarte la conciencia aunque sea por conocernos nada más. Si por andar cantando tengo el alma repleta de vehemencia y sentimientos, no te ofendas hermano sí te suelto el grito soberano de mis versos.

Vengo a cantar con mi acento diferente
porque al verbo de mi gente lo llevo en el corazón
quiero decir esforzando la memoria
me enorgullece la gloria de un abuelo patagón.

Quiero gritar con respeto a los paisanos
que también somos hermanos los que nacemos allá
y levantar mi voz frente a los testigos
porque soy tan argentino como el que ha nacido acá.

Vengo del sur austral de mi Patagonia
donde está viva la historia de un brillante paladín
cuyos valores comandante Piedra Buena
fue llevar nuestra bandera por los mares del confín.

Vengo de allá donde Santa cruz te espera
Casi junto a la frontera no te vayas a olvidar
y así sabrás que cuando las papas queman
al que conoce a su tierra no se la pueden quitar.

Vengo del sur te doy mi mano de amigo
porque soy tan argentino como el que ha nacido acá.

Hugo Giménez Agüero.

miércoles, 19 de octubre de 2011

EL CHAQUEÑO PALAVECINO - Juan de la Calle.



JUAN DE LA CALLE.
Soy nacido en cualquier villa
me llaman Juan de la calle
diariero por la mañana y lustra botas de tarde
Soy nacido en cualquier villa
me llaman Juan de la calle
a mí me enseño el baldío a gambetear por la orilla
que la vida por el centro me pone la zancadilla
a mí me enseño el baldío a gambetear por la orilla
mi barquito de ilusión rema contra la corriente
y con el hilo del alma busca el sol mi barrilete
mi barquito de ilusión rema contra la corriente
soy de una villa y disculpen me endiablo en cualquier lugar
el indio de la comparsa cuando llega el carnaval
soy de una villa de salta me endiablo en cualquier lugar
mi padre en un carro viejo paso comprando botellas
y si la cosa no cambia yo eh de seguir con su estrella
mi padre en un carro viejo paso comprando botellas
como soñar nada cuesta yo largo al río mi anzuelo
tal vez una noche de estas pueda enganchar el lucero
como soñar nada cuesta yo largo al río mi anzuelo
al terminar la jornada no tengo mejor fortuna
que meterme en el bolsillo la moneda de la luna
al terminar la jornada no tengo mejor fortuna...



Chaqueño Palavecino. Breve biografía.
Oscar Esperanza Palavecino conocido como "el Chaqueño Palavecino", nacido un 18 de diciembre de 1.959, en el "Paraje Rancho El Ñato", departamento Rivadavia, Salta, en el chacosalteño y parte del chacoboreal cerca de los márgenes del río Pilcomayo en los límites de la Argentina, Paraguay y Bolivia. En esta región habitan comunidades de Tobas, Wichi, Chulupies y Chorotes. es un cantautor música folclórica argentina.

martes, 18 de octubre de 2011

OLIVERIO GIRONDO: Yo no sé nada. Yo no sé nada Tú no sabes nada Ud. no sabe nada El no sabe nada Ellos no saben nada Ellas no saben nada Uds. no saben nada



OLIVERIO
GIRONDO
Yo no sé nada.
Yo no sé nada
Tú no sabes nada
Ud. no sabe nada
El no sabe nada
Ellos no saben nada
Ellas no saben nada
Uds. no saben nada
Nosotros no sabemos nada
La desorientación de mi generación tiene su expli-
cación en la dirección de nuestra educación,cuya
idealización de la acción, era - ¡sin discusión!-
una mistificación, en contradicción
con nuestra propensión a la me-
ditación, a la contemplación y
a la masturbación. (Gutural,
lo más guturalmente que
se pueda.) Creo que
creo en lo que creo
que no creo. Y creo
que no creo en lo
que creo que creo
«C a n t a r d e l a s r a n as»
¡Y     ¡Y      ¿A       ¿A     ¡Y       ¡Y
  su     ba       llí        llá      su       ba
   bo       jo          es           es        bo         jo
   las      las          tá?            tá?       las        las
     es        es          ¡A                 ¡A           es          es
      ca       ca            quí                    cá            ca          ca
       le        le            no                          no             le           le
         ras      ras          es                              es             ras        ras
         arri     aba         tá                                   tá            arri        aba
         ba!...    jo!...       !...                                       !...            ba!...     jo!...


Nota de Barda Sureña: [una genialidad creativa de Oliverio Girondo].
Clásico caligrama de Oliverio Girondo. Un caligrama es un poema, frase o palabra en la cual la tipografía, caligrafía o el texto manuscrito se arregla o configura de tal manera que crea una especie de imagen visual.
[nota de Barda Sureña: no sabía que esta forma de configurar poemas se denomina caligrama.
Nada nuevo hay bajo el sol, pero cuantas cosas que no sabemos y debemos aprender]

domingo, 16 de octubre de 2011

PLENA LUNA (CHORILLERA).



NADIE HA VISTO LA LUNA EN PATAGONIA
DESNUDARSE AMOR EN LAS ESCARCHAS
DIVERTIRSE JUGANDO ENTRE LAS PIEDRAS
O ACOSTARSE A DORMIR SOBRE LAS CASAS
UN DESTELLO DE LUNA FULGURANTE
QUE AMANECE POR EL SUEÑO DE UN POETA
O EN EL PLACIDO SUDOR DE LOS AMANTES

NADIE SUPO DESCUBRIRLA SOBRE EL RIO
DESPEINANDO EN MIL COLORES LAS ESTRELLAS
O RODAR POR EL CAMINO DEL SILENCIO
CON EL SILBO TRASNOCHADO DE UNA HUELLA
NADIE HA VISTO A LA LUNA EN PATAGONIA
ALUMBRAR COMO ALUMBRABA ELLA

QUIEN PUDIERA LLENARSE LA MIRADA
CON LA LUNA BAÑANDOSE EN ESPUMA
O EN LOS LABIOS DE AQUELLA ENAMORADA
QUE SOLIA BESAR COMO NINGUNA
MENOS AL QUE ESTA LUNA EN PATAGONIA
Y ACOMPAÑA SIN SABER MI TRANCO LERDO
CUANDO MUERO DE PENA POR LA NIEVE
O ME LLENO DE LUZ CON TU RECUERDO.

*** PLENA LUNA POEMA DE HUGO GIMÉNEZ AGÜERO.

jueves, 13 de octubre de 2011

"NO SABES CHALTEN CUANTO TE AMO" HUGO GIMÉNEZ AGÜERO.



Tal era su voluntad.
Esparcieron las cenizas de Hugo Giménez Agüero en El Chaltén.

El músico, fallecido el pasado 27 de septiembre, había hecho manifestado tal decisión. En una avioneta su hija arrojó los restos del cantautor. También estuvieron presentes su esposa y otros dos de sus hijos
Tal como fue su voluntad, las cenizas del cantautor Hugo Giménez Agüero, máximo exponente de la canción santacruceña y patagónica, fueron esparcidas en la localidad de El Chaltén. Fue en el acto de celebración por el 26° Aniversario de la villa turística de Santa Cruz.
Giménez Agüero falleció el martes 27 septiembre en un accidente de auto cerca de la localidad bonaerense de Bahía Blanca. La muerte del artista fue tras chocar con su camioneta contra otra que circulaba en sentido contrario.
Esta noticia conmovió al mundo del folclore y hoy, tal como fue su voluntad, sus cenizas fueron arrojadas sobre El Chaltén desde una avioneta en la que iba su hija.
Hugo Giménez Agüero tenía 67 años y tuvo una extensa trayectoria en el mundo artístico que lo llevó a sentirse parte de la cultura de Santa Cruz.
La esposa de Agüero y otros dos de sus hijos estaban en la localidad santacruceña, en ese momento, se izaban las banderas nacional y provincial durante un acto encabezado por el gobernador, Daniel Peralta, junto a gran parte de su gabinete.
Fuente: Télam.


CHALTEN de Hugo Giménez Agüero.
(fragmento)


Cerro, cerro de mi Patagonia.
¡No sabés, Chaltén, cuánto te amo!

Cuando se desploma la nevada
y cantan los vientos en tus grietas
en el idioma puro de mi raza.

Aóniken, Chaltén.
Aóniken, Chaltén.



CHALTEN por HUGO GIMENÉZ AGÜERO.
MADRE ROCA, PADRE CIELO.

HUGO GIMÉNEZ AGÜERO fue el poeta-cantor que hizo existir al sur argentino.



HUGO GIMÉNEZ AGÜERO fue el poeta-cantor que hizo existir al sur argentino. Aunque bonaerence, nacido en los pagos de Balcarce como Juan Manuel Fangio, su obra se ubicó en la Patagonia Argentina.
Era un conocedor de la lengua de los tehuelches, amaba al Cerro Chalten "Cerro de mi Patagonia" -decía-
Así como Atahualpa Yupanqui, Don Ata, cantaba "no hay pago como mi pago viva el Cerro Colorado" era uno de los pocos cordobeces nacidos en Pergamino y Jaime Torres continúa siendo para muchos un jujeño de pura cepa aunque haya nacido en Tucumán con Hugo Giménez Agüero era por decisión de amor "Patagonia Pura" fue denominado "El cantor de la Patagonia" y escribió:

"Ven, suelta tus alas y súbete al cóndor para mirar de arriba. Toma mi mano cual manantial que besa el verde cañadón dormido.
Trépate al lomo marrón de los guanacos para andar el milagro de la flecha y el viento. Si te animas me sigues como la noche suele seguir a las estrellas, podrás oír así, las coplas que escriben los silencios."

lunes, 10 de octubre de 2011



Cerca del agua te quiero llevar...
POEMA DE MIGUEL HERNÁNDEZ

Cerca del agua te quiero llevar
porque tu arrullo trascienda del mar.

Cerca del agua te quiero tener
porque te aliente su vívido ser.

Cerca del agua te quiero sentir
porque la espuma te enseñe a reír.

Cerca del agua te quiero, mujer,
ver, abarcar, fecundar, conocer.

Cerca del agua perdida del mar
que no se puede perder ni encontrar.

Miguel Hernández fue un poeta español nacido en la provincia de Alicante (España), en 1910.
Hijo de campesinos, desempeñó entre otros oficios, el de pastor de cabras.
Se inicia en el universo de la poesía a los veite años.
Al iniciarse la Guerra Civil española, en julio de 1936, se alistó en las filas del ejército republicano en el Quinto Regimiento, órgano de combate del Partido Comunista español. Para entonces, poco quedaba de su pasado de origen familiar católico al respecto escribió un poema en 1935: “Me libré de los templos: sonreídme,/ donde me consumía con tristeza de lámpara"
Versos escritos en pleno combate como es su "Canción del esposo soldado":

Escríbeme a la lucha, siénteme en la trinchera:
aquí con el fusil tu nombre evoco y fijo,
y defiendo tu vientre de pobre que me espera,
y defiendo tu hijo.

Nacerá nuestro hijo con el puño cerrado
envuelto en un clamor de victoria y guitarras,
y dejaré a tu puerta mi vida de soldado
sin colmillos ni garras.

Es preciso matar para seguir viviendo.
Un día iré a la sombra de tu pelo lejano,
y dormiré en la sábana de almidón y de estruendo
cosida por tu mano.

(fragmento)



En plena guerra civil, se casa con Josefina Manresa. De este matrimonio nacen dos hijos.
El primero muere a los diez meses; al año siguiente nace Manuel Miguel, el segundo. Con la victoria del bando nacional, el poeta es condenado a muerte.
A su querido Manuel Miguel le escribe el poema “Nanas de la Cebolla que musicalizara el argentino Alberto Cortez y popularizara la voz del catalán Joan Manuel Serrat que musicalizó otros poemas de Miguel Hernández.
En prisión, recibe una carta de su esposa Josefina, en la que le cuenta su difícil situación hogareña que por muchos días no había otra cosa de comer que cebolla. En misiva fechada el 12 de septiembre de 1939, Miguel Hernández le responde a su esposa: “Estos días me los he pasado cavilando sobre tu situación, cada día más difícil. El olor de la cebolla que comes me llega hasta aquí y mi niño se sentirá indignado de mamar y sacar zumo de cebolla en vez de leche”.

Desde su celda, con demoledora tristeza escribe este canto de alegría y esperanza de amor por su hijo inmortalizada en "Nanas de la cebolla"



Es tu risa la espada
más victoriosa,
vencedor de las flores
y las alondras
Rival del sol.
Porvenir de mis huesos
y de mi amor.

La carne aleteante,
súbito el párpado,
el vivir como nunca
coloreado.
¡Cuánto jilguero
se remonta, aletea,
desde tu cuerpo!

Desperté de ser niño:
nunca despiertes.
Triste llevo la boca:
ríete siempre.
Siempre en la cuna,
defendiendo la risa
pluma por pluma.
(fragmento)
Antes de morir, enfermo y detenido, publicó su última obra, «Cancionero y romancero de ausencias». Falleció en el año 1942.
Sus poemas fueron musicalizados por Joan Manuel Serrat y por Alberto Cortez.

Decía el poeta chileno Pablo Neruda:
"Recordar a Miguel Hernández que desapareció en la oscuridad y recordarlo a plena luz, es un deber de España, un deber de amor. ¡Nos toca ahora y siempre sacarlo de su cárcel mortal, iluminarlo con su valentía y su martirio, enseñarlo como ejemplo de corazón purísimo! ¡Darle la luz! ¡Dársela a golpes de recuerdo, a paletadas de claridad que lo revelen, arcángel de una gloria terrestre que cayó en la noche armado con la espada de la luz!".



Tu risa me hace libre,
me pone alas.
Soledades me quita,
cárcel me arranca.

sábado, 8 de octubre de 2011

POESÍA ARGENTINA: JUAN ALFONSO CARRIZO.

La siguiente es una recopilación de poesías orales recopiladas por Juan Alfonso Carrizo.



“EL INDIO” HEREDIA.
En una tarde de noviembre
Por una boscosa senda,
En su galera viajaba
El Gobernador Heredia
No lleva escolta a su lado,
Que en su vanidad ingenua,
Cree que lo escolta su fama
De héroe de la Independencia
No era malo el indio Heredia
Que sabía perdonar:
Que lo diga si no Alberdi,
Que lo diga Marcos Paz
Y hasta el mismo Avellaneda
Lo podría atestiguar
Doctorcitos unitarios
Lo mandaron a matar,
Mal hicieron los doctores
Y caro lo pagarán.

Tres balazos en el bosque le quemaron las estrofas y blasonaron su cuerpo de rojo punzó. Quizá Dios pensaba que esa vida era demasiado vino para que se añejara en odre tan estrecho. Y quiso darle, en renombre, cien veces lo que de vida y de verbo descuajaba de su nombre.
Era el 12 de noviembre del año 1838, y atardecía. Vísperas del funesto trece, lo enancaba la muerte para aparearlo a la historia. Un cielo inmenso y un murmullo de arreboles, lapidaron el cadáver de Alejandro Heredia, héroe de la Independencia y Gobernador de Tucumán.

Las estrofas transcriptas anteriormente son coplas tradicionales provincianas recogidas de labios del pueblo y compiladas por Juan Antonio Carrizo.

Alejandro Heredia fue el gobernador más culto y progresista de cuantos hubo en Tucumán entre 1810 y 1853 y el que le otorgó durante su gobierno el rango más alto entre todas sus vecinas, haciendo que ejerza una verdadera hegemonía sobre las de Jujuy, Salta y Catamarca, hecho extraordinario que nunca ocurriera antes que él y que no ha vuelto a repetirse después”.

¿Quién fue Juan Antonio Carrizo?
Juan Alfonso Carrizo (1895-1957) fue un investigador, recopilador y docente argentino nacido en Fray Mamerto Esquiú ( provincia de Catamarca). Se detenía en los poblados y rancheríos y haciendo vida común con las gentes del campo y los pueblos para que le dictaban las coplas y cantares que conocían, contribuyó a un mayor conocimiento de la poesía y cantares tradicionales. Es uno de los más grandes entre los investigadores de la poesía y los cantares tradicionales argentinos. Algunas de sus publicaciones: "Antiguos Cantos Populares Argentinos", "Cancionero de Catamarca", "Cancionero Popular de Salta", "Cancionero Popular de Jujuy", "Cancionero Popular de Tucumán", "Cancionero Popular de La Rioja".
Fuentes de investigación:
http://www.revisionistas.com.ar/
es.wikipedia.org
http://www.folkloredelnorte.com.ar/

miércoles, 5 de octubre de 2011

Malambeando de noche de Laura Ororbia.

Malambeando la noche.



"Siempre es conmovedor el ocaso"
                                                                 Afterglow, Jorge Luis Borges.
La tarde también cae
  y se acerca la noche
  y en el suelo se agitan
las patas de un caballo
       en malambo la tierra

Y se acerca la noche
y se agotan las fuerzas
y se sueña despierto
con un plato de sopa,
con un bife en la mesa,
  con una cama limpia,
 con la fiesta del pueblo.

     Y se estira la noche
para alcanzar el sueño
  y, otra vez un caballo
galopa la llanura
para ser mensajero
de la puesta del sol.©

Laura ORORBIA©
malambo.
1. m. Arg., Chile y Ur. Baile vivaz de zapateo que ejecutan solo los hombres y se acompaña con rasgueo de guitarra. Pueden intervenir uno o varios bailarines que, sueltos y muchas veces en contrapunto, efectúan diversas mudanzas, sin otros movimientos que los de las piernas y pies.
Laura Ororbia.
Vive en la Ciudad de Leones, Córdoba.
Creadora del blog: En fuga y remolino (aprendiz de poetisa según ella).
http://enfugayremolino.blogspot.com/

y la otra creación de Laura O.
http://lauraororbia-utopiadeunladrillosolo.blogspot.com/

*Nota: este poema que se reproduce bajo la autorización de la creadora del mismo que gentilmente y con generosidad me lo brindó para que pudiera compartirlo con los lectores y las lectoras de este renconcito de poesía del sur argentino.
Simplemente me gustó y me atrapó.
¡Gracias, Laura! siga creando que como canta el uruguayo Daniel Viglietti "una gota con ser poca con otra se hace agüacero".
Imágenes Intenet.